BLOG
07/12/2015 AUTOR: Amílcar Barrios Vilallonga Morning meeting

Aún con la resaca de la «decepción» de las últimas medidas del BCE

Buenos días.

Aún con la resaca de la «decepción» de las últimas medidas del BCE, los mercados ya están esperando ansiosos a la Reserva Federal y una subida de tipos que, de no producirse, puede provocar un verdadero terremoto en los mercados financieros. Tal y como se venía pronosticando, el informe de empleo correspondiente a noviembre volvió a batir las previsiones en cuanto a creación de nuevos puestos, así como se revisaron al alza las de octubre y septiembre. Aunque la tasa de participación en el mercado laboral y el crecimiento de los salarios no son nada que poder celebrar, los inversores, con la ayuda de declaraciones intencionadas, ya casi dan por hecho que la semana que viene dará comienzo la normalización. Es bueno saber también que el déficit comercial ha empeorado por culpa de las exportaciones, aunque no parece que la fortaleza del dólar represente una amenaza para la coyuntura económica de EEUU.

Además de indicadores económicos, una parte del mundo financiero tenía su atención puesta en la reunión de la OPEP, en la que, sorpresa, nada ha cambiado. Bueno sí, pasan a computar como producción oficial los millón y medio de barriles de producción extra con los que los miembros se van comiendo terreno entre si de forma «indebida». Para que haya acuerdo de reducir la extracción que muchos países necesitan para volver a cuadrar sus cuentas, los petroestados del Golfo Pérsico, menos combativos que en otras ocasiones, han dejado una puerta abierta a que el acuerdo tenga lugar en 2016, pero exigiendo que los productores no-OPEP se involucren en reducir la actual marea de petróleo.

Hoy es casi imposible pasar por encima de la política y sus riesgos. Primero Argentina, ahora Venezuela, y que Dilma no se duerma porque su cabeza (política) puede ser la próxima en rodar en un continente caracterizado por moverse al unísono de las tendencias políticas. Las elecciones de ayer marcan un antes y un después en Venezuela, un puntal en lo que a petróleo se refiere pero en un estado financiero catastrófico, así que ahora a observar cómo evoluciona y el impacto que puede tener en la región. El otro foco ha estado en Francia con la contundente victoria del Frente Nacional sobre todo, pero también con el pésimo resultado cosechado por el partido del primer ministro Hollande. Y eso que de las elecciones en España ni hemos hablado…

Buen día,

Amílcar Barrios Vilallonga
Dirección de Inversiones

Contenido relacionado

¿Tienes alguna pregunta?

Si tienes alguna duda puedes ir a nuestra sección de preguntas frecuentes.
 
También puedes:
 
● llamarnos al 900 827 770 o 917 02 02 74
● enviarnos un mail a tressis@tressis.com