BLOG
12/11/2019 AUTOR: Salomé Bouzas Morning meeting

Los españoles son ingobernables

Los españoles son ingobernables

Voy a empezar por aquello que cualquier otro día habría dejado para el final. Pero solo porque, si no, sumaría demasiadas jornadas comenzando estas líneas con el mismo tema, con alguna novedad, eso sí, y eso aburre a cualquiera: “los españoles son ingobernables”. Eso ya lo sabíamos nosotros. Y también Amadeo de Saboya, al cual se le atribuye dicha frase cuando renunció al trono en 1873. Existen más dudas de que Otto von Bismarck, primer ministro prusiano y canciller alemán en la década de 1860, dijese “estoy firmemente convencido de que España es el país más fuerte del mundo. Lleva siglos queriendo destruirse a sí misma y todavía no lo ha conseguido”, pero no andaría muy desencaminado. No voy a repetir aquí el resultado de las elecciones al parlamento español, solo espero que no tengamos que volver a acudir a las urnas en unos meses, porque la fragmentación de las Cortes es mayor de lo que lo era en abril.

Más inteligentemente están actuando los británicos. Ya se sabe, una de las democracias más antiguas del mundo, de la que sus ciudadanos se sienten muy orgullosos pero que, a veces, viendo situaciones que se producen en la Cámara de los Comunes, parece más bien un circo. Nigel Farage, líder del Brexit Party, anunciaba ayer que su formación no se iba a presentar en ninguna circunscripción en la que el partido de Boris Johnson tuviese una importante representación para así no dividir el voto a favor del leave. Esto favorecería una amplia victoria de los partidarios de la salida pactada por el premier con Bruselas hace unas semanas. La libra esterlina respondía con una subida del 0,84% tras el anuncio.

Y finalmente, el principio: ni Alaska, ni Iowa, ni Hawái. Lo que parecía más cercano que nunca, la firma de una primera fase del acuerdo comercial entre China y Estados Unidos, podría haber sido un simple espejismo. El gobierno de Xi Jinping, el cual no tiene ninguna prisa por motivos electorales, no estaría dispuesto a rubricar nada en tanto en cuanto la administración Trump no retire parte de los aranceles ya establecidos. Y este desmiente que ese punto estuviese acordado. Las tarifas, que es probable que por ahora no se apliquen, son las que gravarían al sector automovilístico europeo. Las elecciones americanas están demasiado cerca y un nuevo conflicto podría deteriorar más la salud de la economía nacional. Ya se sabe: el miedo es libre.

Buen día.

Mª Salomé Bouzas Romero
Dirección de Inversiones

Contenido relacionado

¿Tienes alguna pregunta?

Si tienes alguna duda puedes ir a nuestra sección de preguntas frecuentes.
 
También puedes:
 
● llamarnos al 900 827 770 o 917 02 02 74
● enviarnos un mail a tressis@tressis.com