BLOG
20/05/2014 AUTOR: Amílcar Barrios Vilallonga Morning meeting

La tercera caída consecutiva de la mora bancaria

Buenos días.

La negativa a que AstraZeneca pase a las manos de Pfizer o la ampliación de capital de Deutsche Bank fueron eventos recogidos con ventas por parte de los inversores, que ante la escasez inicial de novedades, prefirieron optar por la prudencia, a la espera de indicadores macroeconómicos o de algún banco central. Entretanto, el boque emergente dejaba tras de sí una cierta ambigüedad, pues la retirada de tropas ordenada por Putin, muy bien recogida en los mercados, era negativamente compensada por la ley marcial impuesta por el ejército en Tailandia.

Pero ayer había programadas una serie de comparecencias que afectan a los bancos centrales, y otras, que sin estar previstas en el calendario, supusieron una verdadera primicia. Empezando por esta última, algunas de las principales autoridades monetarias europeas han acordado coordinar sus acciones sobre el oro con el fin último de evitar la alta volatilidad que habitualmente registra, así como reafirmar el papel del metal como elemento importante de las reservas mundiales.

Dentro de lo que sí había sido previamente anunciado, Jens Weidmann, como fiel representante alemán que es, volvió a jugar su papel, consistente en frenar la euforia —si es que la hay— de los mercados ante una nueva actuación del BCE. El presidente del Bundesbank, que confirmó la importancia del tipo de cambio como condicionante de la política del banco, rompió una lanza a favor de la fortaleza del euro al afirmar que está teniendo un efecto llamada para los inversores internacionales, favoreciendo así el descenso de los costes de financiación. Las palabras del luxemburgués y también miembro del BCE, Yves Mersch, fueron relativamente opuestas, en tanto que comentó el incremento de las probabilidades de que el BCE actúe en junio.

Hoy terminamos con referencias económicas españolas, concretamente las referentes al comercio exterior, sin olvidar la tercera caída consecutiva de la mora bancaria. A pesar del máximo histórico registrado por las exportaciones, el déficit comercial se ha disparado durante el primer trimestre del año debido al repunte de las importaciones, lo que viene a explicar la mejora de la demanda interna.

 

Buen día.

Amílcar Barrios Vilallonga
Dirección de Inversiones

Contenido relacionado

¿Tienes alguna pregunta?

Si tienes alguna duda puedes ir a nuestra sección de preguntas frecuentes.
 
También puedes:
 
● llamarnos al 900 827 770 o 917 02 02 74
● enviarnos un mail a tressis@tressis.com