BLOG
27/09/2019 AUTOR: Salomé Bouzas Morning meeting

La nueva pareja de baile de EE.UU. es Europa

La nueva pareja de baile de EE.UU. es Europa

Ahora sí que puede empezar la fiesta porque ya estamos todos.

Suena la música y alguien comienza a bailar con todo el mundo: Estados Unidos y China. Estados Unidos y Japón. Estados Unidos e India. Y finalmente, momento que todos sabíamos que llegaría, Estados Unidos y Europa. Estas son las parejas de esta fiesta llamada guerra comercial. Hablaremos del último punto porque el resto son de sobra conocidos: Hoy mismo saltaba la noticia de que la Organización Mundial de Comercio le ha dado el visto bueno (como si le importase…) a Donald Trump para imponer aranceles a bienes europeos como respuesta a las subvenciones que recibe Airbus, las cuales provocan una distorsión de la competencia que esta mantiene con Boeing. Estos serán de un total de 8.000 millones y afectarán principalmente a componentes aeronáuticos y aeroespaciales, productos de lujo, queso y vino. Personalmente, creo que si Trump quiere encarecer el queso y el vino europeo a sus conciudadanos, no pasará nada, porque en España siempre estaremos dispuestos a sacrificarnos y ser los compradores marginales de estos productos, ¿no les parece?

Cambiando de tema, Boris Johnson parece tener un problema de incontinencia verbal, pues últimamente no hace gala de la tradicional elegancia británica. Ayer, en el Parlamento londinense, calificaba la solicitud de una extensión de la fecha límite como un “acto de rendición”, palabras y formas muy reprochadas por sus rivales políticos. Dicen que la importante tensión que se vive a los pies del Big Ben se está extendiendo a las calles, y es que los ciudadanos llevan tres años viendo cómo sus políticos no son capaces de tomar decisiones al respecto.

Y por último, pero no menos importante, el Ukraine-gate, que podría desembocar en un impeachment al actual presidente norteamericano, se pone interesante. El jefe de la inteligencia americana comparecía en el Congreso y reconocía que las conversaciones que Donald Trump tuvo con el gobierno ucraniano se trataron de esconder. No tiene buena pinta, pero ya conocemos la habilidad del magnate para tener relaciones de dudosa legalidad con países del antiguo régimen soviético y salir airoso.

Buen fin de semana.

Mª Salomé Bouzas Romero
Dirección de Inversiones

Contenido relacionado

¿Tienes alguna pregunta?

Si tienes alguna duda puedes ir a nuestra sección de preguntas frecuentes.
 
También puedes:
 
● llamarnos al 900 827 770 o 917 02 02 74
● enviarnos un mail a tressis@tressis.com