BLOG
22/06/2017 AUTOR: Amílcar Barrios Vilallonga Morning meeting

La importancia de la evolución del petróleo

crisis petróleo

No está siendo esta la semana más fértil en novedades de ningún tipo.

Quizás por eso se le esté dando tanta importancia a la evolución de los acontecimientos del barril de petróleo, sobre los que no hay nada que se salga de lo ya sabido.

Porque a estas alturas, ni siquiera las intentonas de la OPEP están suponiendo los golpes de efecto que con tanta intención buscan impulsar los precios. Después de muchas otras, los inversores han interiorizado que los esfuerzos del cartel por reducir la producción y darle un plus al barril son estériles, pues todo lo que no aporten los proveedores tradicionales al mercado, lo aportarán los nuevos.

En lo que a la Reserva Federal se refiere, la visión está virando unánimemente de vuelta a posiciones de prudencia. Ayer miércoles, otro miembro más del banco central apuntaba sin tapujos contra la debilidad de los últimos datos de inflación, cuya consecuencia debería ser esperar a diciembre para volver a endurecer los tipos de interés. Aunque todo sea dicho, apostaba Harker (Filadelfia) por empezar con la reducción de balance en septiembre.

La debilidad de los indicadores no es capital exclusivo de los IPC de distinto tipo, sino que se trata de algo extensivo a prácticamente toda la actividad. Por eso los buenos datos de venta de vivienda de segunda mano son recibidos con tanta alegría, no ya por lo mucho que aporta la construcción al PIB de EEUU, sino porque podrían ayudar a remontar el resto de cifras del sector.

En contra a la FED, esa visión monolítica de la política monetaria ha quedado definitivamente mutilada en el seno del Banco de Inglaterra. Todo comenzó con lo fraccionado que ha demostrado estar el órgano decisorio el jueves pasado, pasando por que el martes el gobernador Mark Carney rechazara la necesidad de subir tipos para combatir una inflación cuyo origen se encuentra en el brexit. Y el estallido definitivo llegaba tan solo un día después, ayer, al posicionarse el economista jefe del BoE del lado de los que sí consideran que la presión en precios está subiendo demasiado como para no hacer nada.

Buen día.

 

Amílcar Barrios Vilallonga
Dirección de Inversiones

Contenido relacionado

¿Tienes alguna pregunta?

Si tienes alguna duda puedes ir a nuestra sección de preguntas frecuentes.
 
También puedes:
 
● llamarnos al 900 827 770 o 917 02 02 74
● enviarnos un mail a tressis@tressis.com