BLOG
19/08/2021 AUTOR: Víctor Álvarez Morning meeting

El mundo de las criptomonedas es complicado y no apto para todo tipo de inversores

Ayer tuvimos una jornada bastante anodina hasta bien entrada la tarde, donde las principales bolsas mundiales fueron de más a menos, especialmente la estadounidense. Agosto suele dejar sesiones insulsas (aunque todavía recuerdo aquella devaluación del yuan en 2015), más aún cuando hay escasas referencias macroeconómicas y el volumen de negociación es irrisorio. El acta de la reunión de julio del Comité Federal de Mercado Abierto de la Reserva Federal (FOMC) tampoco dejó grandes sorpresas. Mucha palabrería con la necesidad de comenzar a retirar estímulos, pero poca concreción en cuándo y cómo. Respecto a la inflación, llama la atención que hablan de estabilidad de precios cuando la inflación sigue holgadamente por encima de sus objetivos. No así el mercado laboral, lejos todavía de los niveles prepandemia. Incentivo parece que suficiente para aferrarse a las políticas actuales.

En otro orden de cosas, el presidente de la Reserva Federal de Minneapolis, Neel Kashkari, durante su intervención en la cumbre económica del Noroeste del Pacífico decía que “las criptomonedas son un 95% de fraude, exageración, ruido y confusión”. ¡Qué gracioso Neel!, no como el nada exagerado incremento de la masa monetaria o que la deuda sobre el PIB de EE.UU. vaya a llegar al 130% en 2021. Lo que hay que leer. El mundo de las criptomonedas es complicado y no apto para todo tipo de inversores, pero si está proliferando es por la ineptitud de los propios bancos centrales.

Sí merece la pena destacar que ayer presentó resultados Tencent. Mayor regulación, bloqueos por parte del Gobierno y, sin embargo, logró crecer un 20% más que el mejor trimestre de su historia (2T20). Y ello pese a que las ventas en el segmento de juegos «solo» crecían un +12%. Servicios financieros (+41%), publicidad (+23%) y social (+28%) brillaron por encima del resto. Por otro lado, valoran sus inversiones en compañías cotizadas en 223.000 M$. Si tenemos en cuenta que no incluyen las inversiones en no cotizadas, la capitalización de la propia Tencent es de 530.000 M$ y se estima que las ventas crecerán por encima del 20% en los próximos años, resulta difícil de justificar las ratios actuales. Entiendo el miedo político y que se le deba exigir una prima respecto a una tecnológica norteamericana, pero parece un descuento excesivo.

Feliz jueves.

Víctor Álvarez Sanz
Analista

Contenido relacionado

¿Tienes alguna pregunta?

Si tienes alguna duda puedes ir a nuestra sección de preguntas frecuentes.
 
También puedes:
 
● llamarnos al 900 827 770 o 917 02 02 74
● enviarnos un mail a tressis@tressis.com