BLOG
22/04/2015 AUTOR: Amílcar Barrios Vilallonga Morning meeting

Ahora le toca a Asia

Buenos días.

Los últimos seis a nueve meses de renta variable parecen estar siguiendo la lógica de una carrera de relevos. Primero EEUU pulverizaba máximos históricos para haberse tomado después un merecido descanso, y más tarde ha sido el turno de Europa, cuyos respiros puntuales responden a la verticalidad de las subidas. Ahora le toca a Asia, que gracias al empuje de las medidas de estímulo de Japón y China, posibilita a los índices de la región llegar a nuevas cotas, como son los máximos en quince años de Tokyo o de siete de la bolsa de Shangai.

El frenazo bursátil norteamericano responde a la incertidumbre sobre la subida de tipos, de la cual no hay grandes novedades, mientras que en Europa, la crisis griega en algunos momentos es capaz de hacerle sombra a la caída del euro o a las compras del BCE. Estos días están siendo el ejemplo, puesto que la impaciencia empieza a ser la nota común entre los acreedores del gobierno heleno, cansados de las piruetas con las que Syriza intenta comprar tiempo para no emprender reformas.

El alto en el camino se ha trasladado por primera vez en mucho tiempo al calendario europeo/alemán de indicadores económicos, dado que el ZEW de expectativas ha retrocedido ligeramente a pesar de que el de situación actual ha subido con fuerza, algo comprensible con el viento de cola.

Último parte del precio del petróleo: La coalición árabe, o anti-iraní, ha hecho oficial el final de los bombardeos sobre los rebeldes hutíes en Yemen, lo que traducido en lenguaje financiero, significa reducción de las tensiones en el Golfo de Adén, paso vital para el comercio mundial del crudo y para el que lógicamente se produce una reducción en precio.

Buen día.

Amílcar Barrios Vilallonga
Dirección de Inversiones

Contenido relacionado

¿Tienes alguna pregunta?

Si tienes alguna duda puedes ir a nuestra sección de preguntas frecuentes.
 
También puedes:
 
● llamarnos al 900 827 770 o 917 02 02 74
● enviarnos un mail a tressis@tressis.com