BLOG
30/04/2015 AUTOR: Amílcar Barrios Vilallonga Morning meeting

Mucho ojo con el BCE

Buenos días.

Lo que es malo para EEUU, es malo para el resto del mundo es un símil de una célebre frase que hacía referencia a las interconexiones cada vez más patentes. Podremos mencionar a la Fed como catalizador principal de los mercados, pero en ningún caso desmerecer el efecto del dólar o la evolución de los indicadores económicos … y mucho ojo con el BCE.

El mal dato de PIB 1T15 de EEUU ha supuesto un jarro de agua fría sobre la situación económica del país, cuyos datos macro vienen apuntando a algo aún por determinar, pero en cualquier caso algo que indica menos crecimiento que el de finales del año pasado. En el agregado, tan sólo la partida de consumo se libraba de la quema, y rápidamente saltaban las alarmas sobre cuándo la Fed empezará la no subida de tipos. Cualquier movimiento inminente queda descartado tras el comunicado del FOMC, que achaca a «condiciones excepcionales» el enfriamiento de la primera potencia.

El mercado de divisas es víctima colateral, o directa, de todo lo anterior, y de éste, el de renta variable. Menos crecimiento igual a menor probabilidad de tipos al alza, que combinado con principio de recuperación en Europa, mueve el mercado. Porque el QE acaba de empezar, y ante atisbos de mejora en el continente, ya se empieza a barruntar un final anticipado del mismo ante la desaparición de las amenazas deflacionistas.

Así que ojo con Europa, aunque precisamente ayer los indicadores de confianza de la zona euro se mantuvieron estables, al tiempo que las ventas minoristas alemanas caían un 0,3%. Ya comentadas las decepciones que están dejando las cifras macroeconómicas norteamericanas, lo cierto es que el sector inmobiliario sigue tirando; lo último, la venta de vivienda pendiente, que subía un 1,1% en marzo.

No íbamos a dejar pasar el día sin hablar de Grecia, que ante las dificultades provocadas para seguir adelante con el plan de rescate, sufre la ira de Moody´s, la cual le ha reducido la nota soberana a niveles cada vez más cercanos al default (o impago). Las comparaciones son odiosas, sí, pero cuando España crece un 0,9% intertrimestral, se hacen inevitables.

Buen día.

Amílcar Barrios Vilallonga
Dirección de Inversiones

Contenido relacionado

¿Tienes alguna pregunta?

Si tienes alguna duda puedes ir a nuestra sección de preguntas frecuentes.
 
También puedes:
 
● llamarnos al 900 827 770 o 917 02 02 74
● enviarnos un mail a tressis@tressis.com