En el Mundo de las Finanzas
hay que estar al día

Los mercados tienen memoria, miedo y falta de indulgencia cuando algo no les gusta

Los mercados tienen memoria, miedo y falta de indulgencia cuando algo no les gusta

Comparte este post:
Morning meeting del 27 de febrero de 2013

Buenos días.

Tal y como se esperaba, los mercados han acogido con fundamentado escepticismo la composición de las dos cámaras legislativas italianas resultantes de las elecciones, traducidas en el rechazo de sus ciudadanos a las medidas de austeridad. A partir de ahora dan comienzo las cábalas sobre el inmediato futuro político del país con distintas variantes: acuerdo entre los dos primeros partidos (Bersani y Berlusconi) para reformar una ley electoral que produce la ingobernabilidad del país, alianza ideológica a la izquierda, nueva convocatoria electoral, vuelta al gobierno de tecnócratas …

Si algo quedó claro ayer es que los mercados tienen memoria, miedo y falta de indulgencia cuando algo no les gusta, y el problema es que la posibilidad de contagio sigue latente. Las Bolsas europeas cayeron con fuerza y los mercados de deuda se resintieron especialmente, con las primas de riesgo periféricas tensionándose con fuerza ante el temor a que la situación política italiana pueda convertirse en crisis política. El primer efecto fue el resultado de la subasta de deuda pública del país de la bota a corto plazo, la cual se saldó con un 70% más de coste.

Sin embargo, no todo pinta negro. Se duda de que la clase política transalpina quiera cometer la irresponsabilidad de llevar al país a solicitar el rescate y arrastrar con ella a España, provocando una verdadera crisis del euro; llegada la hora de la verdad, la de las negociaciones para sacar a Italia del atolladero, hay esperanzas de que se va a continuar por el inevitable camino de las reformas, como así lo dejó caer Herman Van Rompuy.

Mientras Europa seguía sorprendida por los resultados electorales, EE.UU. volvía a demostrar que está a otras cosas. Primero con unos datos macro francamente buenos, tanto de vivienda (subidas del precio de la vivienda S&P Case-Shiller y de las ventas de vivienda nueva) como de confianza de los consumidores, y segundo con el apoyo determinante de Ben Bernanke al QEternity, combinado con la expectativa de que la economía norteamericana mejore sustancialmente este año.

Buen día.

Amílcar Barrios Vilallonga
Gestión de Carteras

Dejar comentarios

Deja Tu Comentario